SAMANÁ, República Dominicana.- Residentes de las comunidades El Limón y Juana Vicenta encendieron velas en la carretera en protesta pacífica para que se resuelva el conflicto con el servicio eléctrico, dado que exigen una mejor tarifa.

Asimismo, efectuaron varias reuniones en procura de una solución al problema.

Se recuerda que en dichas comunidades se había realizado una protesta en demanda de la construcción de un acueducto, la terminación del puente de El Limón y el suministro de electricidad estable y económica. Sin embargo, en aquel entonces vándalos provocaron el caos y derribaron más de 82 postes eléctricos. También fueron saqueados cables y transformadores de la compañía eléctrica El Progreso, El Limón. Esas acciones dejaron  pérdidas por más de RD$50 millones.

Dichos actos vandálicos han provocado que más de seis comunidades queden a oscuras.

Las autoridades no han presentado una posible solución a esta situación que ha afectado el turismo en estas comunidades.

Por: Federico Rutan